Introduzca su búsqueda

Mensaje del Dr. Navarro a sus colaboradores

El Dr. Navarro explica a sus colaboradores del Centro Brånemark Las Palmas cuestiones relativas a la próxima reapertura tras el confinamiento por Covid-19.

Nuestro principal objetivo es trabajar con cero contagios y, esa meta solo es posible si seguimos estas pautas:

  1. Seguir haciendo de una manera perfecta y muy meticulosa lo que ya venimos haciendo hasta ahora.
  2. Aplicar rigurosamente los protocolos que se han desarrollado desde BQDC. Se trata de unas pautas sensatas, inteligentes y nada histéricas.

Sabemos que el coronavirus ataca, principalmente, por vía oral y nasal y se multiplica en la mucosa de la boca y en la garganta. También somos conocedores de que son dos sus vías de transmisión: una vía de transmisión directa por la inhalación de microgotas contaminadas que están en el aire o que se han transmitido por tos o estornudos de pacientes infectados; y la otra línea de contagio se establece por el contacto con una superficie contaminada y luego nos tocamos las mucosas de la boca, de la nariz o de los ojos.

Principales precauciones para evitar el coronavirus

Para evitar los contagios debemos, estemos en la clínica o no, tomar ciertas precauciones:

  1. Lavarse las manos frecuentemente con jabón, al menos durante 30 segundos y varias veces al día para evitar la contaminación por contacto.
  2. Cubrir la boca y la nariz con mascarilla, ya que esto ayudará, aunque no evitará, la transmisión directa por gotas o estornudos.

El uso de mascarilla también ayuda a evitar el contagio por contacto, y es que, aunque nos despistemos, al tener una mascarilla que nos tape por completo la boca y la nariz, no podemos tocar directamente nuestra cara.

Medidas de protección en la clínica

  1. En el ámbito de la clínica, nada más sentarse el paciente y antes de ser tratado, le facilitaremos Betadine bucal para que haga gárgaras y se enjuague durante 30 segundos y así, antes de tratarlo, evitaremos que en las mucosas y en la boca haya virus presente.
  2. Daremos máxima importancia a la descontaminación del ambiente. Algunos estudios dicen que el coronavirus puede sobrevivir hasta 9 días en algunas superficies. Desde Centro Brånemark Las Palmas, para asegurarnos que las superficies están libres de virus, vamos a utilizar ácido hipocloroso.

 No es tóxico para humanos, está aprobado por la FDA, no irrita la piel ni los ojos, no huele mal, no es corrosivo, se evapora con mucha rapidez y lo hace sin residuos. Lo usaremos en botellas de spray para limpiar manivelas, puertas, barandillas, etc.

Para el resto de nuestras instalaciones vamos a usar un cañón difusor que vamos a emplear 3 veces al día: por la mañana, a la hora del almuerzo y al terminar la jornada. Esto elimina el 99,99% de virus y bacterias.

El tiempo de la Odontología rápida ya ha pasado, ahora estamos evolucionando hacia lo que se conoce como slow dentistry, es decir, realizar varios tratamientos en una misma sesión, vamos a ser más lentos, pero más meticulosos, vamos a utilizar más suturas reabsorbibles, revisiones online, consultas telefónicas, fotografías… para evitar aquellas visitas a la consulta que no sean estrictamente necesarias.

Es además muy importante tener claro que no solamente tenemos que trabajar muy seguros, sino que además debemos transmitirlo, sin pudor. Nuestros pacientes y amigos deben conocer con máximo detalle nuestras medidas y nuestros esfuerzos porque esa es la manera de que quede todavía más reforzada su tranquilidad y la confianza que tienen en nosotros y en nuestra clínica.

Estamos convencidos de que, con optimismo, humildad y trabajo por parte de todos, vamos a tener una clínica dental post COVID-19 ejemplar y exitosa.